Leyenda de la Isla Aillaquillén

Isla Aillaquillén

En la Leyenda de la isla Aillaquillén, la princesa mapuche, teje un relato de amor trágico y cataclismo en las orillas del Lago Villarrica.

Enamorada de un capitán español ejecutado por su pueblo, Aillaquillén lloró su pérdida en el monte, originando lágrimas que se convirtieron en la isla que lleva su nombre.

La doncella, hija de las “nueve Lunas”, cautivaba con su belleza en las mañanas luminosas del Mallolafquén. Su padre, el cacique Quitralcura, se convertiría en un dios protector del lago.

La leyenda se torna trágica cuando Nahuelhual, desesperado pretendiente, intenta raptarla. Una tormenta desatada por el volcán Villarrica sepulta a Aillaquillén en el lago, y hoy, según la mitología, el Villarrica tiembla recordando su tragedia.

La isla Aillaquillén, testigo de esta historia, permanece como un misterioso monumento en el corazón del lago.

Si quieres hablar con alguien que se mudó a Pucón, haz clic aquí para agendar una reunión y conocer de primera mano la zona lacustre.

Agregar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos están marcados *

También te podría interesar